Caminos alternativos

"Repeinao" y con cara de enfadado...precioso siempre.

“Repeinao” y con cara de enfadado…precioso siempre.

Esta es una sensación que tengo con frecuencia cuando le explico a alguien lo que le pasa a mi hijo P.  Suelo encontrarme con respuestas muy variadas, claro, pero lo que se repite habitualmente suele ser “no te preocupes, ya lo hará”.  ¿¡Aún seguimos aquí!?  Creo que no logro transmitir lo que siento, mis inquietudes…

Tengo asumido que mi hijo tiene una discapacidad intelectual, vamos, para los “profanos” mi niño tiene retraso mental (concepto feo donde los haya sustituido por el DSM-V por trastorno del desarrollo intelectual, si no recuedo mal).  NO PASA NADA, no querais convencerme de que no lo tiene, yo sé que lo tiene y no me importa.  No lo oculto, no me avergüenza ni acompleja, ya ni siquiera me entristece.

Sin embargo si me entristece y me ofende que se me pretenda convencer de que algún día se normalizará, me fastidia que se espere de él que haga las mismas cosas que hacen los demás niños.  Mi hijo es diferente, su desarrollo no es típico y cosas que para otros niños son muy simples para él constituyen un enorme reto.  Esto no es ningún problema para mi, lo tengo asumido, pero no pretendáis engañarme, no soy idiota.

Acepto y adoro a mi hijo tal cual es.  Sólo pido que los demás hagan lo mismo.  Entiendo que es difícil de asumir, pero las cosas son como son y mirar hacia otro lado no hará que desaparezcan.  Esto no quiere decir que me rinda, eso nunca, ya lo sabéis, rendirse no es una opción, pero tenemos que tener claro a que nos enfrentamos, qué tenemos delante y a partir de ahí, trabajar, trabajar y trabajar con objetivos pequeños, divididos en trocitos, facilitando al máximo para luego ir retirando ayudas a medida que se mejore en lo que se pretende conseguir.  Y llegaremos lo más lejos que podamos, que duda cabe, pondremos todo el empeño, pero por favor, familia, amigos, dejad de negar, dejad de esperar “normalidad”.  ¡Si es que ni siquiera queremos ser “normales”!.  P es como es y es fantástico.  Tiene, como todos los niños, todo un mundo por descubrir, muchísimas cosas por aprender, pero él viaja por otro camino.  ¿Queréis acompañarnos?

Anuncios

2 comentarios en “Caminos alternativos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s